EEUU-RUSIA PARA ENTENDER LA RELACION CON UCRANIA

EEUU-RUSIA PARA ENTENDER LA RELACION CON UCRANIA

EE.UU. ACUSA OFICIALMENTE AL PRESIDENTE PUTIN DE RESTAURAR LA UNIÓN SOVIÉTICA.

 

Estimados/as compañeros/as, nuestros gratos saludos. En esta oportunidad les enviamos un esclarecedor artículo acerca de los sucesos que se vienen desarrollando en estos momentos con desplazamientos y maniobras conjuntas de las fuerzas armadas de EE.UU y Ucrania alrededor de la frontera Rusia-Ucrania. Estas acciones de EE. UU ,  consideradas como operación de agresiva provocación contra Rusia pueden desembocar en una guerra    con consumaciones fatales a escala mundial. Gracias por su atención. 

 

Moisés Rocha, Moisés Rocha. Abogado. Diplomado en Defensa y Seguridad Nacional. Programa Académico de Post-Grado, elaborado por el Mindef y la Universidad Nacional del Callao..

 

El Secretario de Estado Antony Blinken reitera señalamientos del Secretario de Defensa Lloyd Austin, también de León Panetta, Victoria Nuland, y otros.

Nota previa.-

El canciller de EE.UU., Secretario de Estado Antony Blinken, de origen ucraniano, acaba de acusar oficialmente al presidente Vladímir Putin, de estar restaurando la antigua Unión Soviética. Lo hace sumándose a continuas referencias al respecto, por parte de la belicosa señora Victoria Nuland (y su consorte Robert Kagan), del actual Secretario de Defensa, General Lloy Austin; de León Panetta que también fue Secretario de Defensa, y otros personajes no menos sombríos.
Desde el momento mismo en que el presidente Joe Biden asumió el mando del país, el 20-enero-2021, reemprendió una serie de operaciones bélicas que había comenzado su partido demócrata, con Barack Obama, Hillary Clinton, Victoria Nuland (estadounidense-judeo-sionista pro-nazi) y otros, destinadas a provocar a China y Rusia, pero con renovada ferocidad, poniendo al mundo al borde mismo de la Tercera Guerra Mundial.

Ellos consideran que deben recuperar el tiempo perdido que se generó durante Donald Trump, quien se negó a iniciar una guerra más, puso en cuestión la importancia de la OTAN, exigiendo a los aliados poner más recursos para sostenerla, y “permitió” a los rusos fortalecerse, porque según los demócratas, Putin dominaba mentalmente a Trump. Los “halcones” volvieron con el vetusto Biden, desenterraron el hacha de guerra, y a escala global desencadenan sin pausa grandes movimientos militares buscando cercar a Rusia y China, poniendo énfasis en los frentes ucraniano y taiwanés. Incapaces de dar cumplimiento a las falsas promesas que le hicieron a Ucrania de entregarle US$150,000 millones para su desarrollo, una vez se distanciara de Moscú, se decantan por los reclamos de diversión vinculados a Crimea y el oriente del país (Donbás). En Ucrania los yanquis han implantado un gobierno abiertamente nazi, seguidores incondicionales del criminal Stepán Bandera.

El panorama viene demostrando que EE.UU. ha retomado el Plan que engendró Adolfo Hitler para expulsar a los rusos del continente europeo, tras una línea imaginaria que va desde el puerto de Arkángel (Mar Blanco) al de Astrakán (desembocadura del río Volga en el Mar Caspio). Basta releer la Directiva n° 21 (de fecha 18-diciembre-1940), firmada por Hitler (atacar a la URSS), para que no quede la menor duda, de que Washington ya montado la “Operación Barbarroja” en su segunda versión (OB-II), pero la diferencia está en que la sorpresa no será tan completa como la que conmovió a la dirección soviética en la madrugada del 22 de junio de 1941.

Recordemos que la influyente y maquiavélica señora Victoria Nuland (responsable del putch de Ucrania –plaza Maidán– en el 2014 inyectando según sus propias palabras, la suma de US$5,000 millones para corromper a funcionarios de Kiev, y que nadie se asombre si está metiendo las narices ahora mismo en Kasajistán, ¿a cuánto montará la “inversión” aquí?), afirma públicamente que Putin está reconstruyendo la Unión Soviética y que Rusia debe ser considerada nación promotora del Terrorismo internacional (lo dice por el apoyo que Rusia presta a los movimientos populares del mundo entero, como China, Corea del Norte, Vietnam, Yemén, Siria, Venezuela, Cuba, Bolivia, Nicaragua, Laos, Libia, Siria, Irán, etc.), al tiempo que el General Lloyd Austin, Secretario de Defensa de EE.UU., jefe del Pentágono, ha declarado en forma estentórea el 19-diciembre-2021, que “lo mejor sería no ver una incursión de la Unión Soviética en Ucrania”… No son frases dichas al azar, ni un acto fallido.

 

Para el alto mando de EE.UU. la Rusia de Putin está en proceso de afianzar el modelo socialista-comunista de manera soterrada, empleando aquel expediente sutil que dominan los rusos con auténtica maestría: “La Maskirovka” al tiempo que se ha hermanado con el gobierno comunista chino, consolidándose una alianza imbatible contra cualquier adversario individual o colectivo procedente de Occidente. Se hace referencia entre otras cuestiones, a que cada 9 de mayo, en la Fiesta de la Victoria sobre el Eje, aparecen en Rusia de forma abundante emblemas, símbolos, uniformes, himnos, veteranos, todo lo cual enmarca en forma solemne a la Unión Soviética y al Partido Comunista de la URSS (la bandera que se izó en el Reichstag, hoces y martillos, estrellas y banderas rojas por doquier).

EE.UU. aspira a que las amenazas contra los puntos vitales de Rusia, obliguen a Moscú a negociar con Washington, a sumársele para acorralar a China, que es ya la primera potencia industrial y económica del mundo, para embridarla y someterla. Es decir, Biden y su ministro de Relaciones Exteriores o Secretario de Estado Antony Blinke, de origen ucraniano y educado en Francia, estarían dispuestos a firmar un acuerdo de no incorporar ni a Ucrania ni a Georgia en la OTAN, a cambio de que Rusia rompa su alianza con Beijin, y la acogote. Este es un paso obligatorio para EE.UU. en sus planes de atacar militarmente a China, pues mientras este país esté unido a Rusia, no será posible embestirlo por el miedo que le inspiran las Fuerzas Armadas Rusas por lo que a continuación veremos.

 

Cabezas nucleares operativas, disponibles para ser disparadas de inmediato, al año 2018.

Rusia……….. 7,000
EE.UU……….. 6,800
China………….. 700
Francia……… 300
Reino Unido… 215
Pakistán……… 135
India…………… 125
Israel………… .. 80
Corea Norte….. 15

 

Vladimir Putin y Xi Jinping, han acercado sus naciones a un punto tal, que no parece posible que cristalicen los planes yanquis, por lo que nadie debe descartar un inesperado desenlace bélico en cualquier momento, y a escala mundial. De momento, Rusia advirtió a EE.UU. en el año 2017, que de estallar la guerra, gran parte del territorio estadounidense sería destruido, tal vez 200 de los 330 millones de estadounidenses, morirían en corto tiempo, a partir de los diez minutos luego de iniciadas las hostilidades. Inclusive, podrán ver al final del artículo que estamos mostrando a continuación, lo que dicen los dirigentes rusos, sobre el tema de incorporar a Ucrania y Georgia a la OTAN: “Rusia considera estos actos como una provocación y alerta de una ‘respuesta militar’ si el bloque militar (OTAN) no cesa su expansionismo cerca de las fronteras del país euroasiático”.

 

Coautoría:
Karen Rojas. Economista; Ricardo Parodi. Economista.
Moisés Rocha. Abogado. Diplomado en Defensa y Seguridad Nacional. Programa Académico de Post-Grado, elaborado por el Mindef y la Universidad Nacional del Callao.

Lima, 11-enero-2022.

EEUU acusa a Putin de aspirar restaurar la antigua Unión Soviética

HISPANTV – Publicada: lunes, 10 de enero de 2022 7:21

EE.UU. acusa a Rusia de tener como objetivo restaurar la Unión de las Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), ganando más influencia sobre los ex estados miembros.
“Creo que es correcto, creo que ese es uno de los objetivos del presidente Putin, y es volver a ejercer una esfera de influencia sobre países que antes formaban parte de la Unión Soviética”, denunció el domingo el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, en una entrevista concedida a la cadena CNN.

De esta manera, confirmó los alegatos del exsecretario estadounidense de Defensa Leon Panetta, quien una vez dijo que el presidente ruso, Vladímir Putin, aspiraba restaurar la antigua Unión de las Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS).

 

A juicio de Blinken, el deseo del país centroasiático es “inaceptable” y debe abordarse, dado que un mundo de esferas de influencia era una “receta para la inestabilidad, una receta para el conflicto, una receta que condujo a guerras mundiales”.

“OTAN y Occidente ven a Rusia como una amenaza para su existencia” | HISPANTV
Los países occidentales ven a Rusia como una amenaza para sus supervivencias, pues tratan de acercarse lo más que pueden a las fronteras rusas, opina un experto.

El alto funcionario estadounidense volvió a acusar a Rusia, mientras las autoridades rusas han descartado una y otra vez la posibilidad de reconstrucción de la antigua URSS.

“Primero, incluso si alguien quisiera hacer esto, sería imposible. En segundo lugar, nunca hemos demostrado ninguna ambición imperial. El tren se ha ido”, aseveró en el pasado diciembre la presidenta del Consejo de la Federación Rusa, Valentina Matvienko.

EEUU ve difícil alcanzar un progreso real en reuniones con Rusia.

Refiriéndose a las reuniones entre Washington y Moscú, previstas para este lunes en Ginebra (Suiza), el secretario subrayó la dificultad de un progreso real, en el medio de la escalada de tensiones bilaterales, especialmente sobre Ucrania.

Al llamar a Rusia a tomar medidas para “desescalar”, advirtió que el país norteamericano está preparado para “tratar muy resueltamente con Rusia si elige la confrontación”.

La Casa Blanca y el Kremlin viven unas relaciones tensas por varias razones, entre ellas, el despliegue de las fuerzas de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), liderada por EE.UU. cerca de las fronteras rusas. No obstante, Rusia considera estos actos como una provocación y alerta de una “respuesta militar” si el bloque militar no cesa su expansionismo cerca de las fronteras del país euroasiático.
mdh/mkh.

Escribe un Comentario